Mandamientos para la buena ama de casa: anúlate y sé dependiente

Hoy me he levantado con la resaca de la funesta jornada del 1-O, he leído unos cuantos artículos sobre lo que está pasando, la mayoría escritos por hombres, y he seguido estando tan confundida como al ver en directo las imágenes. Hasta que llegué al análisis de @barbijaputa (que puedes leer aquí) que me iluminó y me ha ayudado a entender mejor esta situación tan compleja. El caso es que en el texto la autora cita a Simone de Beauvoir recordando esta reflexión: “El opresor no sería tan fuerte si no tuviese cómplices entre los propios oprimidos”. Y esta idea me trajo a la mente el manual que estoy leyendo sobre el adoctrinamiento de las mujeres en el siglo pasado escrito por Celia de Luengo titulado: ‘La mujer, alma del hogar. Tratado de economía doméstica’. Que este tratado esté escrito por una mujer es el ejemplo más claro de que el opresor es fuerte si cuenta entre los oprimidos con un cómplice tan entregado como esta señora. Sigue leyendo “Mandamientos para la buena ama de casa: anúlate y sé dependiente”

Anuncios

Blog de WordPress.com.

Subir ↑